Industria del entretenimiento – Opiniones

La industria del Entretenimiento – encuentro con referentes del cine, TV y Teatro.

¿Artistas o empresarios artísticos?  ¿Hay un boom cultural en la argentina? ¿Cómo perciben el vínculo cultura-educación? ¿Cuál es la relación estado – cultura? ¿Cómo perciben las tendencias tecnológicas y la convergencia de los medios?

Estas fueron algunas de las preguntas que  Jose Miguel Onaindia (ex director del INCAA) les pregunto a Daniel Burman (director y productor de cine, “el abrazo partido”, “el nido vacío”), a Pablo Kompel (CEO de Paseo La Plaza) y a Martin Kweller (Socio de Endemol, productor de “Los Fabullos Pells” y “gran Hermano” entre otros), durante  la 7ma Conferencia Especial del Living de Economía y Negocios (Hillel, 20 agosto 2009).

Las respuestas resultaron muy  apasionadas y comprometidas, abriendo nuevas preguntas y debates. Hablar de la industria del entretenimiento es hablar de la cultura, del consumo, del mercado. Es hablar de la pasión artística y de la gestión comercial. Aunque también podría ser sobre la gestión artística y la pasión comercial ¿?

En esta línea, Daniel Burman sorprende gratamente (al menos a mi) declarando que “soñar no es un arte. Concretar ese sueño es un hecho artístico”. En esa concreción, incluye todas las actividades que implican llevar adelante la realización, desde conseguir los fondos, hasta su comercialización, siendo necesario su involucramiento.  

Martin Kweller, se reconoce como un “empresario artístico” y admite su propia confrontación profesional, como productor de TV, buscando un equilibro entre “lo comercial, lo que genere audiencia” y lo cultural. Siendo interesante su historia personal, ya que estudio ciencias económicas (por un “deber ser”) habiendo reconocido tempranamente su pasión por los medios (tras una experiencia radial).

Pablo Kompel no se reconoce como “artista” por el respeto que manifiesta hacia los mismos. Sin embargo, admite su involucramiento en cada detalle de las obras que produce, siguiendo su propia marca personal, y considerando esta característica como clave para el éxito.

Industria del Entretenimiento - HillelUn tema interesante que surgió, fue la “responsabilidad moral” de los auspiciantes. Esto en el contexto de ciertos contenidos  (dudosos en su valor) que generan mucha audiencia y que sobreviven por las pautas publicitarias que tienen (incluyendo a las oficiales), siendo necesario un rol más selectivo de parte de las empresas como factor de control sobre los mismos. Un suerte de responsabilidad compartida, ¿no?

Rentabilidad, comercialización y regulación

“el aire es de todos” la abuela de Burman  solía decirle y hoy  parece aplicar perfecto  para la discusión sobre la nueva  ley  de medios.  “todo eso del mercado, acá no sirve” sostiene Daniel, en referencia a la necesidad de una regulación y una buena política pública sobre los recursos de todos, en este caso, el aire. Como puede ser que el estado invierta en el cine nacional (valorando el INCAA y las leyes de fomento actuales) y no intervenga o regule su vinculación con la TV (como pasa en el resto de los países).

¿Cómo se vende el cine? ¿Cómo se hace sustentable?  Hoy estamos presenciando un fenómeno interesante de éxito de la película “el secreto de sus ojos”  (¡recomiendo verla!), aunque su presupuesto excede ampliamente lo común para las producciones nacionales y no hubiera sido posible sin el dinero de España y su compra para la tv española. Esto da pie a analizar la relación entre la TV y el Cine.  Se destaca la necesidad de la TV para promocionar al cine, y también la necesidad de regular (ampliar) la presencia de cine nacional en la TV (si es que queda grilla no ocupada con futbol). 

Un caso que destacaron especialmente, es el teatro infantil. Solo funcionan las producciones teatrales infantiles que son productos de la TV. Desgraciadamente, no estamos hablando de una calidad del producto, sino solamente destacando la influencia e impacto de un medio al otro. Si tenes una buena produccion teatral pero no contas con espacio en la TV no tenes posibilidades.

Volviendo al cine y pensando en las 50 producciones nacionales anuales. Cuando una película es exitosa, puede balancear el riesgo de otras que no lo fueron, el riesgo es siempre alto. No se sabe cuando lo será o no, ya que depende, en gran parte, del CONTEXTO o momento histórico en el cual se produce su lanzamiento (según nos dice Burman). Para el mercado internacional de películas “de autor” existen festivales particulares que son su plataforma comercial. Según Burman, en estos casos, el “producto” es lo que vende (se proyecta y según el interés de la audiencia, se compra o no), no el marketing.

Pablo Kompel manifiesta que  Buenos Aires  es la Capital del Teatro, destacándose en todo Latinoamérica (obras en español) y nos transmite que el teatro está exportando los  formatos, es decir,   la “puesta en escena” y la “comunicación” como conocimientos que agreguen valor a las producciones. No solamente se trata de adquirir los derechos sino de saber cómo aprovechar el éxito logrado en otros lugares y ofrecer como servicio esta “transferencia”.

Al margen de este posicionamiento del teatro, nos dice que a nivel legal en comparación a otros países y especialmente a nivel federal, estamos en deficiencia.

Kweller destaca el crecimiento de los nuevos medios, sin que necesariamente implique una mayor cultura. También destaca la creatividad argentina, en cuanto a comercialización de formatos para TV, como líder mundial (siendo de los países que más formatos venden). Según nos indican, el formato no llega a ser ni un 5% del presupuesto de producción, con lo cual, conviene contratarlo para asegurar mas posibilidades de éxito y minimizar errores en etapas posteriores (y mas caras).

 La preocupación por el desarrollo de audiencias es una inquietud común entre todos los participantes que afecta a todas las disciplinas y donde plantean una intervención del estado en la generación de políticas que promuevan el acercamiento de nuevo público.

Unas reflexiones finales interesantes del cierre:

 “no tener secretaria” Daniel Burman hace referencia a la “inmediatez sobre las ideas”, a ser el mismo quien ejecuta, quien acciona sobre los impulsos.

“Sean curiosos, métanse, investiguen” nos dice Pablo Kompel.

Muchas cosas rescato de este encuentro. Es grato conocer a quienes producen experiencias que nos conmueven, comprobar la pasión que le ponen a su trabajo y observar el compromiso que manifiestan: como empresarios y como representantes de un sector que produce “cultura”. Es bueno comprobar que el talento artístico y los negocios, pueden ir de la mano, aunque implique aprender y desarrollar otras competencias diferentes a las aprendidas en la formación artística. La creatividad también se pone de manifiesto a la hora de explorar oportunidades para llegar a nuevos públicos, para diseñar nuevos formatos comerciales, para pensar como la convergencia tecnológica y de medios, pueden abrir nuevas oportunidades.

También rescato y agradezco, este espacio “living de Economía y Negocios” que organiza Hillel, permitiendo acercar a los jóvenes estas experiencias, para conocer las posibilidades del sector cultural como desarrollo profesional, de la mano de los principales actores locales.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: